Los Niños y el Divorcio

entenderdivorcio

La separación de las parejas conyugales y su posterior divorcio es una realidad muy frecuente en la actualidad. Afrontar un divorcio es ya de por sí difícil para los adultos pero puede resultar incluso una situación traumática para los niños y jóvenes. El divorcio de los padres constituye un proceso de duelo, en el cual la mayoría de los niños “pierden” a una figura parental y viven con solo uno de los padres, normalmente la madre, hasta que ese padre rehaga su vida, lo cual implica más alteraciones y dificultades de adaptación. Igualmente la conservación del vínculo afectivo con el padre que se ha ido de casa, así como la comunicación y confianza con él/ella pueden ser una fuente de conflictos y estrés para el niño, así como la nueva pareja que, aunque aún no viva en el mismo hogar del niño, empieza a formar parte de las experiencias afectivas del niño.

El proceso de divorcio suele pasar por una serie de etapas diferentes, durante la primera fase, la fase aguda, inicia el conflicto y la decisión de separación, para los niños esta fase representa confusión en el que se pasa de momentos felices a gran tensión. Pueden aparecer sentimientos de tristeza, soledad, confusión, agresividad y emociones ambivalentes hacia uno de los padres o hacia ambos. Pueden ver a uno de los padres como los causantes de las peleas y tensión sin poder comprender verdaderamente las causas y razones del conflicto.

En la segunda fase, la transitoria, la pareja interrumpe su relación definitivamente, para los niños (así como para el cónyuge abandonado en caso de que la separación no sea de mutuo acuerdo) empieza la fase de duelo, en la que aparecen dolor agudo, tristeza, sentimientos de pérdida y de abandono, ansiedad y angustia, y una añoranza intensa por la persona que se ha ido aunque no sea una pérdida definitiva y aún pueda ver al padre o madre en los días establecidos. No es raro que emerjan sentimientos de culpabilidad (el niño puede creer que los padres se separaron por su culpa) o de ira contra uno de los padres por haber permitido que esto ocurriera. Es importante que el niño pueda exteriorizar sus sentimientos y apoyarle en su dolor. El niño debe tener claro que aunque sus padres se hayan separado, siguen siendo sus padres y nadie vendrá a reemplazarlos en su corazón aunque puedan surgir otras personas que ocupen el lugar del cónyuge en los sentimientos del padre o madre.

En la fase posterior al divorcio cada padre ya ha organizado su vida y quizás ya haya encontrado a otra pareja. En ocasiones esta nueva persona podrá ser buena amiga y compañera del hijo/hija y a la larga puede ser una figura de vínculo, pero no es probable que reemplace al padre o madre. El niño se va a sentir culpable por haber “traicionado” en cierta manera al padre o madre que ha sufrido la pérdida y generará sentimientos de agresión, quizás inhibida, hacia la nueva figura.

La intensidad de los sentimientos de pérdida de la familia originar y el desarrollo favorable de este proceso depende de una serie de factores:

-El tipo de separación que los padres afrontan: si es amigable y el niño no ha acusado periodos de agresividad y malos tratos entre padres, la repercusión puede no ser tan dolorosa.

-La capacidad de los padres por transmitirle que, a pesar de la separación, siguen siendo su principal fuente de apoyo y afecto. La libertad por ver y compartir tiempo con el padre o madre que no se ha quedado en el hogar tiene una función reparadora importante.

-Es fundamental que no haya nuevas pérdidas en el entorno cotidiano del niño.

-Continuar con las rutinas diarias, las actividades extraescolares, el mismo grupo de amigos también provoca un efecto protector.

-Poder expresar sus sentimientos, dialogar con los padres, entender las razones de lo que ha sucedido aumenta la seguridad del niño.

Bibliografía

Sadurní i Brugué, M., Rostán Sánchez, C., & Serrat Sellabona, E. (2008). El desarrollo de los niños, paso a paso. Barcelona: Editorial UOC.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s